Utilitzem cookies pròpies i de tercers per millorar els nostres serveis i mostrar publicitat relacionada amb les seves preferències mitjançant l'anàlisi dels seus hàbits de navegació. Si continua navegant, considerem que n’accepta l’ús. Pot canviar la configuració o obtenir més informació aquí.
Tancar
Planeta de Libros
Anar al recomanador
  1. Grup62.cat
  2. /
  3. Autors
  4. /
  5. Patricia Rodríguez Martín
Patricia Rodríguez Martín

Patricia Rodríguez Martín

Nació en Valladolid en 1975. A los ocho años escribió su primer (y hasta hoy, último) poema, con el que ganó un premio de poesía convocado por una revista juvenil.Se matriculó en la Facultad de BBAA de Salamanca pero el mutismo cultural de su región le hizo decidir que quería cursar sus estudidos universitarios fuera de España.A los 19 años se fue a Londres para estudiar Bellas Artes. Era la época del movimiento YBAs (Young British Artists), antes de los grandes recortes presupuestarios, y la Universidad de Middlesex gozaba de un Campus excelente, Quicksilver Place (que ya no existe) dedicado enteramente al ejercicio arte. Fueron unos años clave de exploración de procesos creativos y descubrimiento de artistas seminales. También descubrió que la parte del curso que más disfrutaba era ese 25% teórico que tenía que cubrir mediante ensayos y tesis. Suplementó sus ingresoso estudiantiles desempeñando esta labor para algunos de sus compañeros de facultad. Durante esta época también comenzó a escribir para algunas revistas como Vanidad o El País de las tentaciones.Tras la graduación pasó unos meses en Nueva York y, de vuelta en Londres, llegó su primer trabajo en el departamento de producción de una agencia fotográfica. Los siguientes 6 años transcurrieron en un bedsit monoplaza en Westbourne Park, siguiendo, inconscientemente, los consejos de Virginia Woolf ¨ una mujer necesita tener dinero y una habitación propia si es que quiere escribir¨. Escribió una primera novela que prefirió guardar en el cajón antes de acometer 19 Pulgadas. Un proyecto que acabó extendiéndose 5 años y que, aunque se nutre de ciertas experiencias personales, prescinde de un enclave geográfico demarcado. "Después de marcharme de España y de estar tanto tiempo lejos de mi país, me di cuenta de que la geografía es algo bastante absurdo. Es decir, como artista no me preocupan las marcas del tiempo o del espacio, y creo que cuanto más desvinculo mi trabajo de referentes más me acerco a algo puro, a las cosas y la experiencia humana de ellas. "Confiesa que el mundo del arte, del cine y de la música ejercen una influencia muy importante en su vida, péliculas como El cielo sobre Berlín o el trabajo del cineasta ruso Andrei Tarkovsky, el discurso de artistas como Vanessa Beecroft o Diane Arbus y la música de Nick Cave son influencias clave en universo personal.